postheadericon (Des)de los escombros - Fragmento

DRAMATIS PERSONAE

JOVEN NARRADORA
JOVEN 1
JOVEN 2
MUJER LEJANA
NIÑA
ABUELA
NIETA
JUANA
JEFX
NIÑ(A)
PROFESOR(A)
TARDE
ANTES
DESPUÉS
PRESENTADOR(A)
JUAN
(NO)MADRE
JOVEN A
JOVEN B
JOVEN C
ABUELA
JOVEN

ESCENA I
CUENTO DE LA LECHERA 1. QUE TODA LA VIDA ES SUEÑO, Y LOS SUEÑOS...

JOVEN NARRADORA
Mi abuela me contaba el cuento de la lechera antes de irme a dormir. Ese en el que una niña, o al menos así me lo contaba mi abuela, trabajaba llevando un cántaro de leche. La niña llevaba el cántaro apoyado en su cabeza, así. No, así. Mientras caminaba iba pensando en lo que haría con la leche. La rica nata que daría, con la que haría una sabrosa mantequilla, que podría vender en el mercado, y con ese dinero comprar polluelos, cerdos, tener una granja, su hipoteca pagada, y después... qué sé yo, comprarse ropa buena, de marca, viajar a países lejanos como... como Islandia, comprar una segunda vivienda, de grandes habitaciones con vistas al mar, vivir con tiempo libre, puede que tener hijos, empleados, un buen plan de pensiones... Pero la niña, ensimismada dibujando los sueños de ese condicional plus-cuasi-perfecto, perdió el equilibrio y el cántaro de leche cayó al suelo.
Tres segundos. Su mirada contempla los restos de cántaro, la leche...
«Si mis cordones estaban abrochados, si todos los días hago el mismo camino y nunca...».

AddThis Social Bookmark Button